Los trabajadores jóvenes se enfrentan a mayores desafíos en una era de automatización

Imprimir
Categoría: Economía
Fecha de publicación

Índice PwC de Trabajadores Jóvenes 2017 (Foto Internet)

Los hallazgos muestran un posible aumento de 1,2 billones de dólares a las economías de la OCDE (Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos) a largo plazo mediante la mejora de las habilidades de los trabajadores jóvenes, la inscripción en la educación y las oportunidades de empleo.

 

Suiza, Islandia y Alemania son las economías mejor clasificadas de la OCDE en el Índice de Jóvenes Trabajadores de PwC por segundo año consecutivo basado en una variedad de indicadores de empleo, educación y capacitación.

En los países de la OCDE, alrededor del 20% -40% de los empleos existentes para los trabajadores jóvenes podrían estar en riesgo de automatización a principios de la década de 2030, pero las nuevas tecnologías también impulsarán la productividad y la riqueza y crearán muchos empleos nuevos.

Se necesita una capacitación vocacional mejorada y particularmente habilidades STEM (Science, Technology, Engineering y Mathematics en inglés) para que los jóvenes se adapten lo suficiente como para prosperar en un mundo cada vez más automatizado.

Los resultados publicados en el PwC Young Workers Index 2017 comparan los niveles de participación en el empleo, la educación y la formación de jóvenes entre 16-24 años en 34 países de la OCDE. El informe también considera qué lecciones de políticas se pueden aprender de los mejores resultados y se centra, en particular, en los desafíos y oportunidades a largo plazo que plantea la automatización.

En toda la OCDE, los hallazgos del estudio incluyen:

  • La proporción de trabajadores jóvenes que no están en educación, empleo o capacitación, NEET, (not in education, employment, or training) ha regresado a los niveles previos a la crisis de alrededor del 17% en promedio en toda la OCDE. Sin embargo, los niveles de desempleo juvenil siguen siendo altos en muchos países, especialmente en el sur de Europa.
  • En promedio, los estudiantes de entornos socioeconómicos más bajos tienen tres veces más probabilidades de no alcanzar un nivel de competencia básico en ciencias.
  • Esta disparidad es especialmente pronunciada para los hombres jóvenes con bajos niveles de educación, que podrían enfrentar riesgos de automatización de hasta el 50% para principios de la década de 2030, en comparación con solo alrededor del 10% para los graduados universitarios masculinos y femeninos.
  • La reducción de los niveles de NEET en todos los países de la OCDE al mismo nivel que Alemania, uno de los mejores en el índice, podría impulsar el PIB total de la OCDE en alrededor de 1,2 billones de dólares a largo plazo.

Eugenia Medina, directora de RRHH de PwC, comenta: "La automatización a través de tecnologías como la inteligencia artificial y la robótica aumentará la productividad y la riqueza, y así creará muchas oportunidades nuevas para los jóvenes con las habilidades adecuadas.”

"Sin embargo, este nuevo análisis de PwC también muestra que muchos jóvenes con niveles educativos más bajos, y particularmente hombres jóvenes en sectores como el comercio minorista, el transporte y la manufactura, podrían enfrentar grandes desafíos de la automatización si no mejoran sus habilidades a lo largo de sus carreras. Es decir, se debe proporcionar a los jóvenes la educación adecuada ya que la formación profesional será fundamental para prepararlos para un lugar de trabajo más automatizado del futuro".

En general, Suiza, Islandia y Alemania ocupan los tres primeros puestos en el Índice de trabajadores jóvenes de PwC. Países como Alemania han mejorado sus ya altos puntajes de índice este año ya que el desempleo juvenil y las tasas de NEET han caído aún más. Los Estados Unidos, el Reino Unido, la República Checa, el Canadá y Polonia se encuentran entre los países que han aumentado en los rankings desde el año pasado, como lo muestra la tabla siguiente.

 

Índice de jóvenes trabajadores de PwC 2017. Fuentes: análisis de PwC de los datos de la OCDE

En relación con el desafío a largo plazo de la automatización, el estudio encuentra que los trabajadores jóvenes que tienden a comenzar a trabajar a tiempo parcial en las industrias minoristas, de alojamiento y de servicios de alimentos enfrentan riesgos relativamente altos de que estos empleos de nivel inicial sean automatizados por principios del 2030.

Por el contrario, los trabajadores jóvenes con sólidas habilidades en ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas (STEM, por sus siglas en inglés) deberían correr menos riesgos de la automatización en la mayoría de los países de la OCDE. Los sectores centrados en STEM siguen siendo un empleador relativamente pequeño de trabajadores jóvenes, pero la demanda de estas habilidades está aumentando rápidamente, lo que lleva a una brecha de habilidades. Se necesita hacer más para abordar las lagunas en las habilidades STEM, especialmente para los jóvenes de entornos más desfavorecidos, si las nuevas tecnologías digitales no se suman a las desigualdades de ingresos y riqueza a largo plazo. (I)

Fuente: PwC

Diseño y Hosting: www.kalfukura.com